COLOMBIA CONFLICTO

Bogotá, 6 may (EFE).- El Gobierno colombiano aseguró este lunes que 4.500 líderes sociales tienen custodia de la Unidad Nacional de Protección, dos días después de que varios defensores fueron atacados con armas de fuego y granadas en el suroeste del país.

“En este momento hay 7.400 personas con esquemas de seguridad, de las cuales 4.500 son líderes sociales y cerca de 600 son sujetos de acciones de protección colectiva”, dijo en un comunicado la ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez.

La cifra se conoce luego de que el pasado 4 de mayo al menos 20 líderes que participaban en una reunión en el Cauca fueran atacados.

Ese día, la líder social Francia Márquez, ganadora en 2018 del Premio Medioambiental Goldman y del Premio Nacional a la Defensa de los Derechos Humanos en 2015, informó que los defensores estaban “preparando una reunión para los diálogos con el Gobierno en el marco de los acuerdos con la minga” y fueron atacados con armas y granadas.

El hecho dejó heridos a los escoltas Luis Alexander Becerra Asprilla y Jildardo Ramírez, quienes fueron trasladados a un centro médico.

El Gobierno colombiano y el Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC) lograron un acuerdo el pasado 6 de abril para levantar los bloqueos a la Vía Panamericana, que conecta a Colombia con Ecuador y que duraron 27 días, causando grandes pérdidas económicas para esa región del país.

El acuerdo contempla inversiones por 800.000 millones de pesos (unos 247 millones de dólares) para mejorar las necesidades en vivienda, salud, proyectos productivos e infraestructura rural, entre otras.

Sobre el atentado del 4 de mayo, la ministra agradeció “la actuación valerosa de los escoltas de la UNP”.

De acuerdo con cifras entregadas por la Fiscalía, la Policía y verificadas por Naciones Unidas en 2019 han sido asesinados 16 líderes sociales.

Al respecto, Gutiérrez indicó que “el Gobierno trabaja por su protección” y que “hay 600 esquemas de protección colectiva”.

A través del Plan de Acción Oportuna se han realizado “23 visitas para revisar la situación de los líderes, se activó la Comisión Nacional de Garantías de Seguridad, se generó un programa de Se Busca que identificó a 31 responsables de amenazas y homicidios contra los defensores y ha habido ocho capturas”, precisó la alta funcionaria.