COSTA RICA GOBIERNO

San José, 11 sep (EFE).- Altos niveles de pesimismo sobre la economía y de desaprobación al Gobierno y al presidente Carlos Alvarado se han apoderado de los costarricenses durante el 2019, un año de fuertes cambios en la política fiscal y de numerosas protestas sindicales.

Así lo detalla el “Estudio de Opinión Sociopolítica” de agosto de 2019, elaborado por el Centro de Investigación y Estudios Políticos (CIEP) de la estatal Universidad de Costa Rica, publicado este miércoles.

“El pesimismo generalizado de la población es la regla en estos tiempos. Esta situación puede tener grandes repercusiones en el futuro próximo y constituye una amenaza para la paz social y la estabilidad política del país”, asegura el informe.

1. Mala nota al presidente Alvarado y al Gobierno

La encuesta indica que en agosto de 2019 la desaprobación a la labor del presidente Alvarado tras 15 meses en el cargo, alcanzó el 65 %, mientras que en agosto de 2018 la cifra era del 36 %.

El apoyo al mandatario también cayó fuertemente del 35 % al 21 % entre esos meses.

El descontento hacia el gobierno en general creció de un 47 % en agosto de 2018 a 62 % en agosto 2019, mientras las opiniones favorables bajaron del 23 % al 19 %.

El 2019 ha sido un año convulso en Costa Rica, caracterizado por numerosas protestas y huelgas sindicales en contra de una polémica reforma fiscal aprobada por el Congreso en diciembre pasado y que se ha venido implementando paulatinamente en los últimos meses.

A esto se suma una desaceleración económica y el crecimiento del desempleo que se ubica en el 11,9 %, lo que también ha generado críticas al Gobierno desde el sector empresarial, que exige planes de reactivación económica.

Ante la pregunta sobre el rumbo del país, el 68 % afirmó en la encuesta que el país transita por uno equivocado, y solo el 13 % consideró que va por buen camino.

2. Pesimismo con la economía

El pesimismo económico aumentó a 79 % de las opiniones en agosto 2019, lo cual representa el registro más negativo desde abril 2013.

“Es evidente que la principal fuente de malestar ciudadano tiene su origen en la precaria situación económica del país”, añade el informe.

Los entrevistados señalaron que el desempleo es el principal problema del país con el 34 % de las opiniones, seguido por el costo de la vida (18 %), la mala gestión del Gobierno (11 %) y la corrupción (8 %), entre otros.

El estudio fue elaborado con una encuesta aplicada entre el 26 y el 29 de agosto a 983 personas mediante llamadas a teléfonos celulares, con un nivel de confianza del 95 % y un margen de error de 3,1 puntos porcentuales.